MEDICACIONES

Tras conseguir descifrar el código abren la puerta a la siguiente sala. Saben que la habitación de los computadores está muy cerca. Esta vez se encuentran en lo que parece un depósito de deshechos, tanto para las pruebas científicas como para material de prensa, carteleras y otros.

Miran a su alrededor y ven que hay una mesa con una lámpara, iluminando un cartel. También hay unas notas escritas de manera apresurada, seguramente por el miedo de aquella persona a quedarse encerrado cuando empezó a sonar la alarma.

Deciden apartar todo lo que no es necesario y se ponen a leerlas. Deben contener información muy relevante si esa persona se quedó a terminarlas incluso con la alarma sonando.

Validar